ARROZ CON LECHE Y CHOCOLATE CASERO

Arroz con leche y chocolate fácil

Os traigo lo que viene siendo mi postre favorito pero con un toque distinto. El arroz con leche es un postre que me acompaña desde chico y cada día me gusta mucho más. A veces lo fácil es lo más bueno y para mí este es el caso y vamos a hacer un arroz con leche y chocolate buenísimo y rápido.

Antes de empezar vamos con un poco de historia:

El arroz con leche es un postre típico de la gastronomía de múltiples países hecho cociendo lentamente arroz con leche y azúcar. Se sirve frío o caliente. Se le suele espolvorear canela, vainilla o cáscara de limón para aromatizarlo.1​

Tiene orígenes muy antiguos en Asia y se difundió a través de Europa y África. A partir del siglo XV se exportó a América debido al comercio y población que emigraba al territorio americano.

Arroz con leche ingredientes:

  • Leche vegetal o animal: 1 litro.
  • Arroz redondo: 100 gr.
  • Chocolate negro: 30 gr.
  • Canela: 1 ramita.
  • Limón: la cáscara de uno.
  • Azúcar: 50 gr.


  • Receta arroz con leche y chocolate cremoso

    Hay varias formas de hacer el arroz con leche, en este caso lo vamos a hacer de forma fácil y así ahorramos unos minutos de reloj que siempre está bien.

    1: Cogemos un cazo y añadimos la leche, la cascara de limón, canela, azúcar y el arroz y con el fuego medio/alto vamos moviendo mientras que el arroz va absorbiendo la leche. Lo bueno del arroz corto y redondo es eso, que absorbe bastante bien líquido y aumenta su tamaño a la vez que se pone más blandito y jugoso.

    2: Esperaremos aproximadamente unos 30 minutos y aunque al principio parezca que un litro de leche es mucho, veremos que no y que es la cantidad perfecta para que quede cremoso.

    3: Después de esos 30 minutos, añadiremos trocitos de chocolate negro y seguiremos moviendo de forma que se funda el chocolate con la leche y quede todo bien integrado.

    4: Con esto ya tenemos la receta hecha, solo habría que apartar en cacharritos individuales, más que nada porque como yo no lo separe me lo como todo.

    A mí en concreto me gusta comérmelo recién salido del fuego aunque frío está también muy bueno así que os dejo que probéis de las dos formas.

    Deja un comentario