Pollo en Salsa de Almendras

Hace años que probé el pollo con salsa de almendras en un bar muy típico de Sevilla. Desde entonces raro es el mes que no lo haga acompañado de unas patatas fritas. Esta receta de salsa de almendras se puede picar más o menos según nos guste encontrarnos trocitos o no mientras comemos. Elijas la opción que elijas, seguro que te gusta.

Pollo en salsa de almendras y nata

Ingredientes:

  • Pechuga de pollo: 2 unidades.
  • Nata: 400 ml.
  • Cebolla: media.
  • Almendras: 150 gramos.
  • Jamon york.
  • Queso en lonchas.


  • Receta de salsa de almendras

    1: Vamos a coger una cebolla nueva que tiene un sabor más intenso y la vamos a cortar finita. Por otro lado vamos a coger una picadora y vamos a pelar las almendras crudas sin piel. Si las almendras que tenemos tienen piel se puede remojar un poco y quitar la piel con más facilidad. También puedes usar la piel sin problema alguno.

    2: Una vez tengamos el pollo limpito y bien abierto (en mi caso se lo dije al carnicero) lo extendemos y añadimos algo de chacina, yo usé fiambre de cerdo, puedes usar pavo, de pollo o cualquier otro y también una loncha de queso, a ser posible algo curado que de un sabor más intenso a nuestro plato. Luego lo vamos a enrollar despacito con las manos y pondremos unos palillos para que no se deshaga la forma.

    3: Cogemos una sartén y le ponemos un chorrito de aceite y sofreimos la cebolla hasta que esté dorada, para eso tendremos el fuego algo fuerte. Una vez dorada, echaremos la almendra molida y también la doraremos un poco.
    Cuando esté todo dorado le incorporamos la nata y lo movemos a fuego lento para que todo se integre y se haga bien.

    4: Mientras la nata se hace con la almendra y la cebolla, usaremos otra sarten y pasaremos nuestros rollos de pollo por ella hasta sellarlo bien. Importante!! No terminaremos de hacer el pollo en esa sartén. Cuando hayamos sellado el pollo lo incorporaremos a la salsa de almendra que ya se ha hecho y ahí terminará de hacerse y coger el sabor que buscamos.

    Pues ya tenemos nuestro pollo con salsa de almendras listo para comer. El compañero perfecto para este plato es un buen trozo de pan calentito.

    TARTA KINDER BUENO

    Aprovechando que es festivo y está lloviendo, he decidido meterme en la cocina y preparar una tarta. En esta ocasión es una tarta de queso con kinder bueno. El resultado ha sido magnífico ya que se juega con los contrastes ácidos del queso y dulce del kinder.

    Como siempre os digo, toda receta es modificable, es decir, si no tienes kinder bueno puedes usar otra opción que te guste más y para la base de galletas igual.

    Hay que tener en cuenta que al tratarse de queso crema y no llevar ningún tipo de gelatina o espesante es una tarta ligera y que se deshace en la boca tal y como la saboreas.

    Tarta Chocolatinas Kinder

    Ingredientes:

  • Queso crema: 600 gr.
  • Azúcar glass: 100 gr.
  • Esencia de vainilla: 1 cucharada.
  • Galleta: 200 gr.
  • Chocolatina: 100 gr.
  • Kinder bueno: 6 unidades.


  • Tarta Kinder Bueno Receta:

    1: Añadir el queso crema en un bol suficientemente grande, añadiremos también el azúcar glass y la esencia de vainilla. Después con ayuda de una varilla (ya sea manual o eléctrica) moveremos bien.

    Si veis el vídeo al principio, la mezcla se ve espesa y poco manejable pero tal como mováis con la varilla un minuto ya se disuelve el queso bien y queda cremosa. Cuando esté todo batido apartamos.

    2: Por otro lado vamos a coger una picadora y vamos a añadir galletas Maria junto con la chocolatina que veamos conveniente, en mi caso he usado barritas de chocolate con caramelo y da un sabor muy rico.

    3: Cuando esté todo picado le añadiremos algo de mantequilla disuelta y leche  para que la base tenga más cuerpo y no se deshaga al cortarla.

    4: En un recipiente cuadrado preferiblemente añadiremos la base de galletas bien esparcida por toda la zona. Luego añadiremos la crema de queso y finalmente pondremos por encima el kinder bueno y algo de caramelo para que le un toque de color y sabor extra.

    Lo llevaremos al frigorífico un par de horas para que el queso cuaje un poquito.
    Con eso ya tenemos nuestra receta hecha lista para comer.

    PASTA CON SALSA DE QUESO

    Siempre se ha dicho que la pasta es el típico plato que un estudiante hace o un soltero con poco tiempo se prepara para salir del paso.

    Tengo que decir que esta receta es cierto que es rápida (al igual que hace cualquier persona para comer rápido) pero a su vez es muy pero que muy rica. Conseguiremos poner la pasta al dente y con la salsa conseguiremos un sabor a queso que según rebajemos con más o menos nata será más intenso. Preparate para comer una rica pasta con salsa de queso y nata!

    Pasta con queso y nata

    Ingredientes:

  • Pasta al huevo: 160 gramos.
  • Nata o crema de leche: 200 ml.
  • Queso curado: 175 gramos.
  • Cebolla: media unidad.
  • Bacon: 100 gramos.


  • Receta Pasta Salsa con Queso

    1: Vamos a empezar cortando la cebolla en trozos pequeños. Un buen consejo por si lloráis con la cebolla es mojarla un poco.

    2: Con el bacon haremos lo mismo, juntaremos varias lonchas, le cortaremos la gelatina y cortamos a trozos finitos. Si no quieres quitarle la gelatina no hay problema ya que al pasarlo por la sartén el tacto en la boca es crujiente y no gelatinoso.

    3: Por otro lado vamos a coger una cuña del queso que más nos guste para este plato. Yo en concreto he elegido un queso curado de cabra y lo he cortado a trozos también para que luego se disuelva mejor con la nata.

    4: Cogemos un cazo y añadimos agua (también un poco de sal si te apetece aunque yo no añadí ninguna), cuando empiece a hervir añadiremos la pasta y seguiremos las intrucciones del fabricante, en este caso eran unos 6 minutos cuando el agua rompa a hervir.
    Una vez que hayan pasado esos 6 minutos, escurrimos y le añadimos un vaso de agua fría para cortarle la cocción y evitamos que la pasta se apelmace.

    5: Ahora ponemos una sartén en la vitrocerámica con un chorrito de aceite de oliva y cuando esté caliente le añadimos la cebolla y pochamos un poco, luego añadiremos el bacon. Lo haremos en ese orden ya que la cebolla necesita más tiempo que el bacon.
    Lo pondremos a fuego lento y apartamos.

    6: Toca el turno a la salsa d queso: cogemos un cazo y añadimos la nata, ponemos a media potencia y luego añadiremos el queso hasta que se funda. Importante no ponerlo muy fuerte para que la nata no se queme.
    Cuando la salsa de queso ya esté, solo tenemos que añadir la pasta en la sartén con la cebolla y el bacon, añadir la pasta y luego la salsa de queso.

    Con esto tenemos nuestro plato listo, nos vemos en el siguiente vídeo y cualquier duda solo tienes que escribir.

    Tartaletas Dulces Rellenas

    Receta rica y coqueta que vamos a hacer. En esta merienda nos vamos a poner las botas con unas tartaletas dulces rellenas de fresa y crema. Si veis el vídeo veréis lo fácil que es y los pocos ingredientes que son necesarios para realizarla.

    En esta ocasión hemos usado la masa brisa ya comprada. Podemos hacerla nosotros mismos pero requiere de mucho tiempo para su elaboración así que mejor comprarla ya que queda también muy rico.

    Receta Tartaletas Dulces

    Ingredientes:

  • Masa brisa: 1 unidad.
  • Mantequilla: 40 gramos.
  • Huevo: 1 unidad.
  • Harina: 50 gramos.
  • Azúcar: 50 gramos.


  • Elaboración Tartaletas rellenas dulces:

    1: Usaremos una masa brisa para esta receta, por lo tanto, lo primero que haremos será una extender la masa muy bien. Podemos usar un rodillo para que quede mejor aun. No nos interesa que quede demasiado extendida ya que entonces será más fina y habrá más opciones de que se rompa

    2: Ahora cogeremos un cortador circular, en mi caso ya que no tenía me ayude de un vaso que también vale. Vamos cortando en círculos hasta acabar con la masa (con una masa salió 7 unidades).

    3: Después cogeremos unos moldes chiquititos aptos para hornos. Estos moldes son los que darán la forma a nuestra tartaleta, ya que lo usaremos de plantilla. Pondremos la masa que hemos cortado dentro de nuestros moldes para las tartaletas. Lo metemos en el horno unos 5 minutos para que se cueca. Con esto le damos un primer golpe de calor. Si no se lo dieramos la masa se podría rajar al añadirle el relleno ya que tiene mucha humedad.

    4: Mientras se hace, cogemos un bol y añadimos el huevo, la mantequilla derretida, el azúcar y la harina y lo movemos todo muy bien. Con esto tendremos la mezcla que irá en la parte superior de nuestras tartaletas rellenas.

    5: Una vez se haya hecho la masa brisa en el horno, ponemos una cucharita de mermelada al fondo y luego cubrimos con la mezcla de huevo, azúcar y harina que hicimos antes.

    6: Lo metemos en el horno de nuevo unos 12 minutos a 180º y con eso tenemos la receta hecha.

    Podemos comerlo caliente que está muy rico aunque tambien se consume frío y el relleno estará más espeso.

    Nachos con Guacamole y Queso



     

    ¿Te gustan los nachos mexicanos? Vamos a hacer una montaña de nachos con guacamole y queso muy rico. El sabor del chili con carne, jalapeño, guacamole se encuentra en este plato. Todos los ingredientes mezclados hacen un plato muy atractivo tanto a la vista como al gusto.

    Nachos Mexicanos con guacamole y queso.

    Ingredientes:

    • Nachos: 1 bolsa (225 gramos).
    • Chili con carne: 150gr.
    • Guacamole: 150 gr.
    • jalapeños.
    • Nata agria: 75 ml.
    • Queso rallado.

    Receta Nachos al horno

    1:Lo primero será elegir bien un plato. El plato para nuestros nachos tiene que ser llano y ancho porque así la montaña tendrá la base más alta y cabrá más cantidad. 

    2: Creamos una cama de nachos crujientes en la base hasta cubrirlo todo bien, le daremos la misma forma que el plato para aprovechar todo el espacio posible.

    3: Añadiremos guacamole, puedes comprarlo ya hecho o hacerlo tú directamente ya que el sabor es mucho más rico si haces un guacamole casero mexicano. (si quieres saber cómo se hace un guacamole bien rico PINCHA AQUÍ
    Como resumen te diré que el guacamole lleva: aguacate, cilantro, cebolla picada, tomate picado, lima, sal y pimienta. Todo bien triturado.

    4: Después añadiremos chili con carne que de la misma manera puedes comprarlo o hacerlo (Aquí la receta del chili con carne)

    5: Una vez añadido, le incorporamos nata agría. La nata agria se hace basicamente añadiendo limón a la nata, lo movemos y se corta un poco quedando más espesa y con un sabor más ácido.

    6: Le añadiremos jalapeños cortado en trocitos y queso rallado.  Con esto ya tenemos la primera capa de nuestra montaña de nachos lista.

    7: Haremos de nuevo otra capa de nachos y posteriormente retomamos el paso 3 de la receta, añadiendo el guacamole, luego el chili, etc…Seguiremos poniendo capas hasta que la montaña esté acabada (no te cabrá más nachos en el plato).

    8: Lo llevamos al horno unos 15 minutos a 180 grados, pondremos la opción gratinar 5 minutos antes de acabar para que el queso quede tostado y crujiente.

    Crema de Mango con Yogur

    Hace un par de semanas publiqué COMO PELAR UN MANGO, que tal si ahora hacemos un postre rico y fácil con ese mango?
    Pues eso hemos hecho. Hemos tirado de la nevera y con pocos ingredientes hemos creado una crema de mango con yogur y una base de galleta triturada para darle otra textura y sabor a esta receta tan rica.

    Ingredientes:

  • Mango: 1 unidad.
  • Yogur líquido: 75ml.
  • Yogur griego: 125gr.
  • Galletas: al gusto.
  • Canela.
  • Cardamomo.


  • Receta Crema de Mango Casera:

    1: Lo primero que vamos a hacer una vez se ha pelado el mango, es añadirlo a la batidora y picarlo todo bien.

    Recuerda que puedes aprender a pelar un mango de la forma más sencilla con este vídeo:

    2: Lo batiremos hasta que quede un puré, luego le añadiremos el yogur líquido para que tenga la consistencia que buscamos. Podemos usar un yogur griego para que aun quede más cremoso. Si por el contrario buscas una textura algo más fina, te recomiendo un yogur natural normal.

    3: Después vamos a valernos de un tarrito y vamos a triturar unas cuantas de galletas para usarlo de base. Si te gusta mucho el chocolate puedes añadir en la base de nuestra crema de mango unas cookies en lugar de galleta.

    4: La cantidad de galletas que pondremos en nuestra base será el gusto de cada uno. A mí en particular me gusta poner aproximadamente una tercera parte del recipiente.

    5: Cuando hayamos puesto la base de galletas, añadimos la crema de mango con yogur líquido (dejaremos un par de dedos sin llenar ya que después de la crema añadiremos un poco más de yogur.).
    Al mango le viene muy bien el cardamomo así que vamos a coger 3 vainas y la vamos a machacar e incorporar para que le de el sabor intenso que tanto le caracteriza.

    6: Finalmente añadiremos un poco de yogur griego por encima  y un poco de canela. Puedes sustituir eso por nata si te gusta más aunque yo prefiero yogur.
    Lo metemos en la nevera y cuando pase un ratito estará listo para comer